Panetonne

Hay recetas que te llevan un buen tiempo como ésta que no es que una esté por la labor de hacerse uno cada semana por aquello de que hay que dosificar el tiempo cuando se tiene poco en proporción a la multitud de tareas impuestas y autoimpuestas, que todo hay que decirlo pero que suponen todo un reto.

El panetonne es un pan dulce que empecé a encontrar hace años en épocas de navidad y que posteriormente se ha ido extendiendo al resto del año. Aquí dejo la receta tal cual la hicimos en su día incorporando todas las modificaciones, según el gusto.
Me gustan esos menesteres en los que tienes que usar las manos y trabajar las texturas por eso, siempre que puedo, paso de utensilios de cocina y me “empringo”.

Ingredientes

Polish o masa madre

  • 125 gr de harina de fuerza
  • 4 gr de levadura seca de panadería)
  • 100 ml de agua

Mezclar todos los ingredientes.

Dejar reposar al menos un día envuelto en un film a temperatura ambiente o dentro del frigo pero en ese caso, habrá que sacarlo un par de horas antes de mezclarlo con la 2ª masa

Para la masa

  • 250 gr de harina de fuerza
  • 4 gr de levadura seca de panadería
  • 75 gr de azúcar
  • 100 gr de mantequilla a temperatura ambiente
  • 1 huevo para pintar la masa
  • 1 yema a temperatura ambiente
  • 50 ml de leche
  • una pizca de sal
  • 100 gr de orejones
  • 100 gr de pasas de corinto.
  • Ralladura de naranja y de limón

Esperando que doble su volumen

 

Elaboración
Para hacer la masa mezclamos todos los ingredientes menos las grosellas, arándanos y pasas y el polish.

Cuando esté bien mezclado, añadimos el polish y amasamos de nuevo durante unos 10 minutos hasta que la masa se despegue de las manos y quede elástica.

Acto seguido añadimos las frutas y la ralladura de limón o naranja y amasamos nuevamente.

Forramos el molde con papel de horno o papel de panettone y lo rellenamos con masa hasta casi la mitad. Dejamos fermentar la masa hasta los 2/3.

Pintamos con huevo, ponemos un poco de granillo de azúcar y horneamos a 175 ºC durante unos 35 minutos más 5 minutos a horno apagado (el tiempo varía según los hornos).

Fuente: Directo al paladar

Importante

Notas recogidas del blog El amasadero

  • 1. La mantequilla nunca se funde (te cargas la textura).
  • 2. Nunca se mezcla junto con la harina al principio; no estamos ante un bizcocho.
  • 3. Si la mezclas al principio, impides que el gluten se desarrolle completamente (queda embebido en grasa) y esto hace que no tenga esta textura como “de panettone”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia al usarlo. Si continúas navegando estas dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies